La Hipocresía de una Calificación.

El fin de semana pasado adquirí una copia de Resident Evil 6 para el PlayStation 4, un juego que cuando yo lo jugué en PlayStation 3 me fascino, no era el juego perfecto y tenía muchas fallas, pero al menos para mí en ese momento era un juego perfecto, entonces, debido a la nostalgia que me envolvió verlo en los anaqueles de la tienda de juegos de video fue que lo adquirí.

p00000001284Y tal como me paso algunos años atrás, el juego me volvió a fascinar, no solo fue la nostalgia entrando en acción, si no, también fue la acción, el suspenso, la interactividad, los personajes, historias y para mi volvió a ser perfecto. La tarde transcurrió de maravilla, había avanzado algunos niveles y decidí tomar un descanso, debido a que es un juego que me fascina tome la decisión de no quería acabármelo en una tarde, quiero disfrutarlo, gozarlo, dejar que llene de sensaciones, sentirme parte de su compleja en intricada historia, familiarizarme de nuevo con los personajes; para mí el juego era territorio nuevo e inexplorado y mi misión era volver a conocer cada rincón, cada secreto, cada misterio, sacarle todo el jugo posible, terminarlo 5 o 10 veces, en fin, todo era alegría hasta que en ese pequeño descanso que me tome cometí un error grave, un error que toda esa motivación tenia flaqueara por unos instantes y algo que ya me había sucedido hace mucho tiempo, algo que me sucedió la primera vez que lo compre.

En este pequeño descanso decidí indagar un poco sobre los nuevos contenidos que incluía esta versión en comparación a la versión anterior, en mi búsqueda me topé con las críticas que esta versión había recibido, las cuales no había considerado ya que por lo regular al menos que se trate de una remasterización tienden a evitar el ponerle calificación a un juego, no tuve que entrar a los enlaces que me aparecían, el horror y la sensación de nausea me invadió cuando leí un par de encabezados

“It’s not enough to say that Resident Evil 6 is poor as a Resident Evil game.” (No es suficiente con decir que Resident Evil 6 es mediocre como juego de Resident Evil)

fue uno de los muchos encabezados que llegue a identificar en los resultados de la búsqueda, todos contenían palabras como: mediocre, malo, bajo desempeño, el peor de la saga, etc. Y así como mi emoción y sentimiento juvenil e infantil por volver a adentrarme en un juego que para mí era perfecto a pesar de todo empezó a perder fuerza, a convertirse en una sensación de impotencia y frustración, lo mismo que sentí años atrás la primera vez que lo jugué, en aquel entonces paso una semana antes de olvidar las críticas y ponerme a jugar de nuevo, volvió a ser perfecto para mí, sin embargo, esa sombra estaba presente, los defectos del juego se hacían visibles y me costó mucho pasarlos por alto, sin embargo, a diferencia de aquella vez, ahora tome una iniciativa diferente, no guardarlo en mi interior, no esperar a que esa sombra me aseche, no, esta vez decidí escribir al respecto, en defensa de un buen juego y de un equipo de personas que por querer ofrecer algo nuevo, algo fresco fueron atacados de manera vil por una comunidad muy cruel.

En tiempos actuales llegamos a un punto donde no puedes hacer nada sin ser juzgado o criticado y no solo eso, todo tiene que tener una calificación o un rating, lo malo es que la esencia o el porqué de tener una calificación se ha deformado de manera grotesca con el paso del tiempo, lo que antes significaba tener un punto de partida para mejorar (siendo tu quien recibe la calificación) o para tomar una decisión (siendo tu quien busca adquirir ese producto o servicio) se ha convertido en algo que rige la forma en como nos desenvolvemos o vivimos el día a día, nos vemos envueltos en frases como “no veas esa película, tiene baja calificación” o “¿Por qué te gusta ese juego si salió tan malo?” y poco a poco caemos en la obsesión de calificar todo, de criticar todo, muchas veces ignorando el trabajo que hay detrás de ese producto o servicio y pretendemos normalizar o estandarizar todo, y por favor no mal entender mi texto y pensar que quiero un mundo de caos donde la calificación no exista, como dije antes, muchas veces es necesario para poder mejorar o tomar una mejor decisión, pero se tiene que quedar en eso, en algo personal, en algo que cada uno de nosotros de manera INDIVIDUAL decidirá que hacer al respecto, no volvernos hipócritas y decir que todo está mal y esta del asco sin darle una oportunidad antes o probarlo o al menos considerar todo el trabajo que hay detrás o la intención con la que se hizo, sin embargo, por que hoy en día ignoramos por completo todo lo que conlleva una crítica de verdad y solo nos basamos en si estamos de acuerdo o no, es momento de tomar tan personal eso, de dejar de matarnos en las cajas de comentarios de internet solo porque alguien tiene una opinión diferente a la tuya, y si tienes el deseo de compartir tu opinión lo puedes hacer sin necesidad de hacer menos la opinión de los demás, sin la necesidad de ofenderte y buscar venganza solo porque alguien piensa un poco diferente a ti, es momento de ser más humanos y aceptar que todos somos diferentes y agradecer el que todos seamos diferentes y pensemos diferente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s